lunes, 8 de junio de 2009

LA FLAUTA PERSIGUE A UN ANIMAL DE RUIDO





La noche destila su licor en alambiques de música

Las piedras del corazón se metamorfosean en aves de remoto canto

Voces en laberintos sonoros circundan los deseos


Jimy Jendrix le ordena a los volcanes que rompan el cerco

Sus nervios hacen la red donde caen todos los forajidos miss dollar


Con lo que quede de América Latina quieren hacer unas mortadelas

Como lo último que se exhiba en los supermercados del infierno


Los nervios se sublevan para dar paso al delirio de una guitarra eléctrica

Ejecutándose entre despojos de hombres masacrados en los campos de arroz

Por sicarios de West Point


Una música acabará con todo este delirio de los monos de hombres

Estampados sus huesos en la radiografía de un ave carroñera


Un gran ruido los despertará a todos cuando menos lo esperen

En el magisterio de sus ocupaciones cotidianas

Y ya no podrán tomar leche ordeñada a la cabra tetas de oro




No hay comentarios:

Publicar un comentario

h

Textos emitidos desde Medellín-Colombia/ Autor: JAIRO GUZMÁN guzmanjairo@gmail.com

Datos personales

Medellín, Colombia
Soy un animal de la noche que atraviesa el dia como quien se traga una hoguera. guzmanjairo@gmail.com