sábado, 14 de abril de 2007






Los muertos reclaman su voz
A través de ésta palabra por la que
El girasol de huesos
Se mueve a ritmo de
Colibrí disolviéndose en
Cielo de ácido


LA TRASHUMANCIA DE LAS TUMBAS

Con la trashumancia de las tumbas
la transfiguración de los espejos lacustres
en arrozales por donde transitan los muertos
con sus burros y collares de siemprevivas

La muerte bordea las laderas
ronda hondonadas de culebras
donde gotea sangre de decapitaciones

No suenan tambores
El galil el A.K y las quiebrapatas
orquestan la noche
entre los maizales calcinados

Los reflujos de sangre
y las mareas de cadáveres
traen la peste

*

Somos la peste Señor
Señor de los muertos
de los niños en miserere

Contigo bailamos muerte
y te cubrimos de margaritas
Contigo levitamos como novios
en limbo de astromelias

Florida de murciélagos
Señora muerte
tus rubores son coágulos
de supliciados

Ven santa cabrona de los tugurios
después de que bailemos
te torceremos el pescuezo
y gesticularemos con
ojos desorbitados

*

El cielo de pomarrosas
no se nos arrebatará

Afilamos nuestros dientes
junto al tamarindo frutecido
y esperamos

Esperamos en la órbita del terror
esperamos los consejos de nuestros muertos
que recibimos a través del canto de pájaros
guiados por el sigilo del tigre
Esperamos
y también cantamos
Cantamos por las veredas
para espantar el miedo
para celebrar la memoria
de los desaparecidos
Cantamos a las fuerzas recónditas
para continuar nuestra errancia
Cantamos para atenuar el dolor
de nuestros niños agonizantes
Cantamos para que las fieras
se apacienten en nuestra furia de diezmados
Cantamos para extraviar a nuestros verdugos
en la noche de insectos ponzoñosos
y callamos cuando es necesario
Cuando vemos que se acercan
para hacernos daño

También imitamos
sonidos de animales de monte
Sonidos que llenan de pánico
a los invasores
y somos casi espectros
casi invisibles entre la manigua

*

La intemperie es nuestro dios
y todas estas tierras están ungidas
con nuestra sangre
sembradas con huesos de nuestros hijos
cuya descendencia
cosechará los frutos del horror
y se inmolará en las lineas de fuego
y sabrá el arte de la guerra
en los terrenos abruptos

¡Que no os sorprenda
la rudeza de sus gestos!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

h

Textos emitidos desde Medellín-Colombia/ Autor: JAIRO GUZMÁN guzmanjairo@gmail.com

Datos personales

Medellín, Colombia
Soy un animal de la noche que atraviesa el dia como quien se traga una hoguera. guzmanjairo@gmail.com